Make your own free website on Tripod.com


 
 

 
SURF ---- BEACH BOYS
SKATEBOARD ---- SONIC YOUTH



 Nervios, nervios rotos, autopsia de nervios, nervios abiertos longitudinalmente, destrozados 
 nervios. Cocaína, Heroína, Speed, inyectados en vena, Coñac, incluso; cigarrillos para 
 matar una locomotora de tren. Un infierno que sube reptando hacia el corazón. Los excesos
 no  matan; mata el suicidio; mata el asesinato; asesina el asesino. El único que viola es el 
 violador  ("como este poema que ya está dentro de ti". "El violador", Stephen Dunn. 
 Feminismo anacrónico y espúreo. Hombría y homosexualidad en perfecta comunión de 
 puñetazos. 
 Jazz y Funk, Punk,Punk-funk. Creo Que algunos de los culpables fueron The Contortions 
 con James Chance/White Sigfried gritando sangre como un James Brown Acalambrado, al 
 borde de la muerte, transparente, blanco como los ojos de la nieve, y soplandosu saxo alto 
 como si mordiera en el cuello a su mujer más odiada. Mars haviendo sonar las campanas 
 del hígado. DNA inspeccionando en un Darwin 13, construyendo caóticas leyes de 
 antiselección de la mano de Arto Lindsay conectada a una toma de corriente de 500 voltios
 haciendo de la locura un beso y un arañazo. Pre-Teenage Jesus and the Jerks, Teenage 
 Jesus and the Jerks y Lydia Lunch pergeñando felaciones a un súcubo-íncubo con un 
 vibrador-taladradora como pene. 
 ¡Oh, Dios!, ¿dónde están todos esos ángeles? Quizás lo sepa Thurston Moore. 
 N.Y. 1979. Dios baja allí y dice que es el presidiario 999. Ravel lamiendo el betún de los 
 zapatos de Glenn Branca, derribando el coño binario de la sinfonía. La No Wave fue 
 música clásica, un cerebro enlatado en lata de sardinas previamente oxidada por los 
 abortos que practicaba en los servicios públicos de Nueva York el doctor Benway. Córtex 
 cosido con alambres de vígen violada 2001 veces. A Burroughs no le dolía la sodomía 
 como a Dalí. 
 ¡Ay, nena, déjame ver tu lado débil! Pobres Stooges, pobres MC5, pobres Velvet 
 Underground, su altura, en comparación a la de estos ángeles es la de la lata de betún 
 mencionada antes, aún adorando el betún. Madonna, Boney-M, Frank Farian, MIkel 
 Kunze, Silver Convention Robert Palmer. La basura es Jesucristo, ¡hagamos el amor con la 
 basura! ¿A qué has venido aquí si no has estado a punto de morir alguna vez, guapo? 
 Utiliza  tu polla, utiliza tu culo; deja que te mientan y que se pudran los que mienten, 
 ahorcados en una iglesia tan estrecha, tan estrecha que su crucifixión sea imposible. 
 "Me rio de España", decía un borracho esperando el último metro, y los tacones de la chica 
 bonita se rompieron al intentar ésta crear una estampa tipo Marylin Monroe sobre la rejilla 
 del metro. Y le quemaron, además, desde abajo, las bragas con un lanzallamas. Mienten los 
 borrachos, mienten los niños y mienten los viejos. Lo importante es amar después de haber 
 aprendido a odiar. 
 Sonic Youth me han acariciado el alma y el corazón. Ellos afinan sus guitarras 
 quebrando el Blues y engendrando el sonido Skateboard, como los Beach Boys lo hicieron 
 con el surf. Demonios Tus ojos nos bebimos 15 botellas de champán caliente cuando 
 teloneamos a la Juventud Sónica en Zeleste (Barcelona). Lee Ranaldo y yo hablamos sobre 
 las piernas de una chica morena e intercambiamos impresiones sobre la afinación de 
 nuestras respectivas guitarras. Steve Shelley intentó robarle un plato roto a Nacho Colis. 
 Y a Kim Gordon le di un pellizco en el culo. Tocar con una maraca sobre el timbal base es 
 algo que también compartimos. Y es estúpido aquel que aún no se haya dado cuenta, y que 
 pertenezca a la generación de los alrededores de 1963, que Sonic Youth son los Beatles, 
 Rolling Stones y Beach Boys de nuestros días. Me quito la chistera ante el presente libro de 
 mi querido coetáneo Rafa Cervera. Y por venir están todavía los coches voladores 
 

     Javier Corcobado
 prólogo del libro escrito por Rafa Cervera sobre Sonic Youth  (Ed. La Mascara 1995)
 

Volver a escritos